Angel y Spike: Cien años de amor y odio

 

 

Angel y Spike

 

 


Confirmado como canon por los comentarios de Joss Whedon en los DVD cuando aun no se había vendido por afán de dinero fácil, (aunque en fin, cualquiera con un poco de conocimiento lo tenía más que claro), el spangel y sobre todo en el pasado, el spangelus,  es el segundo pairing mayoritario entre los fans, después del spuffy, y siguiéndole muy de cerca. Amigos, compañeros, hermanos, padre e hijo, amantes, rivales, enemigos, todo el amor y el odio que pueden caber entre dos vampiros sin alma y después en dos almas de vampiro.
Si existe un pairing fascinante en el buffyverso, es el spangel.

Ni siquiera sabemos si Angel fue o no el Sire real de Spike. En la segunda temporada de Buffy en School Hard se le reconoce como tal, por parte de Spike y del mismo Angel que no lo niega. Pero en la quinta, en Fool for love,  nos dicen que fue Drusilla. Spike parece creer en todo caso que fue ella. Aunque nunca lo sabremos, incluso en la tesis de Lydia Chalmers ponen como dudoso este punto.
Pero fuera su sangre o no a Spike, lo que esta claro es que Angel es su Sire moral. Su maestro, corruptor, y posiblemente violador y dueño. El lo convirtió en un monstruo.

Fascinante por completo, aterra pensar como pudo ser la relación de Angelus y ese nuevo vampiro, poeta romántico y cursi, algo inocente todavía (lo bastante como para intentar salvar a su madre vampirizándola) que cree que Drusilla es suya para siempre. Es al Sire a quien le lleva Drusilla rápidamente a su nuevo juguete, como vemos en Destiny.
Quizás Spike llegara a enamorarse o a amar a Angelus (Spike se enamora siempre) pero es imposible que la atracción de Angelus por Spike haya sido amor: Angelus no era capaz de amar., como vimos en la segunda temporada de Buffy, sólo siente atracción obsesiva y pervertida y deseo de causar dolor y por encima de todo de destruir la inocencia. Justo lo que parece que tenía en abundancia ese recién convertido William. Rivales, compañeros, Spike rebelde hacia Angel, Angel intentando dominarlo, posiblemente sus largos años juntos fueron una lucha continua en este sentido.  Tenemos escenas muy reveladoras del comportamiento de ambos, en Fool for loveDarla, o de nuevo Destiny.

Separados definitivamente en China, cuando Angel huye de Darla y la vida imposible que intenta llevar, tiene algunos reencuentros documentados a lo largo de los años, que vemos en ATS. Sin duda hubo mucho más que no hemos llegado a ver. En Buffy Spike curiosamente llega a decir que prefiere Angel a Angelus... algo muy significativo que nos habla mas que de Angel, del corazón de Spike.

Spike se pega toda la vida luchando contra la sombra de un Sire cruel, que lo convirtió en un monstruo, cien años intentando emularlo, superarlo, vencerlo, y sin darse cuenta quizás imitarlo. Recorre el camino que antes ha recorrido Angel una y otra vez. Desde enamorarse de la Cazadora hasta conseguir un alma. A tropezones y con menor fortuna, generalmente, y de paso demostrando en cada cosa que hace como él su indiscutible superioridad moral y de alma, aun cuando no la tenía. La vida del Sire y la del childe están inextricablemente entrelazadas, aunque ninguno de los dos quiera darse cuenta.

Enemigos y rivales desde hace muchos años como sólo dos ex amantes pueden serlo, terminan juntos de nuevo en la quinta temporada de ATS cuando Spike resurge del medallón. Lamentablemente en la quinta temporada se mojaron poco o nada con el spangel en la pantalla, aunque sí lo hicieron con el spangelus (Destiny) al menos en pequeña medida. Siempre nos quedamos con las ganas de que los guionistas cobardes se retiraran y dejasen a los normales hacer su trabajo sin tanto miedo a eclipsar a Angel (Spike eclipsa a cualquiera es cierto) y sin tanto miedo a que sus héroes machotes se echaran un buen polvo.

La quinta temporada debía haber sido más spangel, debimos ver más acercamiento entre ellos. Spike y Angel se empiezan a conocer el uno al otro realmente en ATS : si lo pensamos, no se conocen. Spike nunca ha conocido en realidad a Angel en su grandeza de alma, y Angel a Spike mucho menos. Los dos tienen alma ahora ahora y luchan de nuevo del mismo lado. A partir de ahí es cuando deberíamos haber vuelto a ver spangel, esta vez en todo sentido y de igual a igual. Angel parecía dispuesto a asumir sus responsabilidades tras Destiny, que tiene muchas y muy grandes hacia Spike, muy posiblemente más que hacia Drusilla. Y Spike una vez dicho lo que tenía que escupirle a la cara, o parte de ello, también parecía más sereno.  Inexcusablemente tendríamos que haber visto este acercamiento desde Damage, capitulo donde se ve a Angel mal que bien cuidando de Spike y preocupándose por el, y que tiene ese hermoso final y ese momento de intimidad y de sinceridad entre los dos.

Ojalá la hubiéramos visto. Pero como en el caso del spuffy, las vacilaciones estúpidas de los guionistas, y el precipitado final de la serie nos arrebató también eso. No hay una sexta temporada donde podríamos haber asistido al spangel en su plenitud.
Y por supuesto, es canon, e irá al infierno quien diga lo contrario: Angel y Spike no mueren en el callejón en Not fade away.